viernes, 3 de febrero de 2012

«Una mala noticia para Málaga»

16.09.11 - - Diario Sur

Sindicatos y comerciantes alertan de la incidencia que tendría en el empleo una paralización de las obras
Empresarios, políticos y agentes sociales hacen balance del retraso del metro


80%
de la infraestructura -túnel, estaciones y plataforma- de las líneas 1 y 2 del metro de Málaga y de la reurbanización del viario por el que discurre el trazado del suburbano ya está ejecutado. La superestructura de la vía, en el caso de la línea 2 y de la instalación del recinto de talleres y cocheras, está sobre el 93%.

«Una mala noticia». «Varapalo para Málaga». «Jarro de agua fría». Eran ayer algunas de las expresiones más repetidas por políticos, empresarios y agentes sociales de la capital tras conocerse el retraso de la puesta en marcha del metro, prevista para el próximo 11 de noviembre. A nadie se le escapa que la inauguración de dos tramos inconclusos e inconexos entre sí, que no llegaban al Centro de Málaga, no tenía tanto de interés estratégico como de simbólico.
Ahora, la Junta de Andalucía anuncia que la ciudad tendrá que esperar quince meses más, hasta febrero de 2013, debido a la que un estudio ha revelado la escasa rentabilidad de la apertura parcial, que solo tendría dos mil pasajeros. Las reacciones no se han hecho esperar y siembra dudas sobre la marcha de las obras que llevan ya años abriendo en canal las principales vías malagueñas.
A primera hora de la mañana, la noticia saltó de la página web de SUR a los corrillos de toda la ciudad. El primero en hacer declaraciones fue el alcalde de Málaga, Francisco de la Torre. «Se están recogiendo los frutos de una mala decisión», aseguró. Para De la Torre, la ejecución de la obra nunca debería haber estado en manos privadas. «Una concesionaria va a dar siempre menos seguridad en plazos y a la hora de resolver las dificultades que surjan, que si hubiera sido realizada directamente por la administración», explicó.
De la Torre también criticó las formas de la Junta de Andalucía, que no esperó a la reunión ayer de la comisión de seguimiento de los trabajos para dar la noticia. «Ha sido una sorpresa, nos hemos enterado por la prensa», dijo. A su juicio, esto demuestra que «el clima de confianza, lealtad, y normalidad en la relación institucional» que ha perseguido el Gobierno municipal «no han sido correspondidos».
El regidor malagueño no quiso insistir en sus críticas, «más aún cuando al final está detrás la crisis económica». Sin embargo, subrayó que toda esta situación se debe a los retrasos acumulados de la infraestructura: «La obra se inició en un momento en el que se podría haber librado de la crisis».
El portavoz de IU en el Ayuntamiento, Pedro Moreno Brenes, coincide en sus críticas a la titularidad privada de las obras. «IU siempre se opuso a este modelo de metro, cuando en el resto de España la construcción siempre ha sido pública», señala. Aunque arremete contra el grupo de Gobierno del Consistorio. «Ahora se quejan, pero en su momento no se opusieron a la concesión», dice.
La delegada del Gobierno Andaluz en Málaga, Remedios Martel, aclaró que el metro no sufre ningún retraso, pero que «no es lógico» que se ponga en funcionamiento un tramo que, por sí solo, «no tiene ninguna utilidad pública» y cuyo coste-beneficio estimado no es el adecuado.
Martel insistió en que el compromiso de la Junta con las obras del metro sigue en pie y cumplirá las fechas previstas. «La financiación está garantizada, vamos a seguir trabajando y cumpliendo esos plazos estrictamente para que las dos líneas de la obra estén en marcha», añadió.
Puestos de trabajo
Precisamente, la continuación de los trabajos es lo que más preocupa a los sindicatos en cuanto al mantenimiento de los puestos laborales. «Estaremos vigilantes para que esta noticia no suponga una paralización de las obras que pueda poner en peligro el empleo», indicó Antonio Herrera, secretario provincial de CC OO. Herrera afirmó que, aunque no lleguen a perderse puestos en el tajo, el retraso supone que los empleos directos por la puesta en funcionamiento también tendrán que esperar.
La noticia también perjudica a las empresas de las zonas por donde pasa el metro. Enrique Gil, presidente de la Federación de Comerciantes de Málaga recordó que el comercio ha estado siempre abierto a una obra de gran envergadura que ha generado muchos problemas a sus negocios. «Los comerciantes se han sacrificado mucho mientras levantaban las calles y este retraso es un jarro de agua fría porque no van a recibir el beneficio económico que, se suponía, vendría con la puesta en funcionamiento del metro», asegura. Y sobre todo, continúa, siembra la duda sobre si se cumplirán los nuevos plazos.
Sensatez tardía
Javier González de Lara, presidente de la Confederación de Empresarios, cree que, aunque no se puede cuantificar, el anuncio tendrá efectos negativos. «Las razones que han dado desde la Junta son sensatas, pero quizás tendrían que haber buscado esa sensatez cuando anunciaron el estreno», dice. Pese a todo, asegura que ahora la ciudad debe estar alerta para que esto no suponga una parada de los trabajos ni de la inversión.
El presidente provincial del PP, Elías Bendodo, cree que éste es un ejemplo más del maltrato de la Junta con Málaga. «Supone un bofetón más que yo achaco a que la Junta quiere llevar la provincia con el freno de mano echado», dice.
No todas las declaraciones vertidas desde el PP son tan negativas. El concejal de Movilidad, Raúl López, reconoce que las razones por las que se ha retrasado la apertura del subterráneo «son lógicas». «A nivel de movilidad, no iba a aportar nada y podía generar un efecto negativo», dice. Aunque sí critica el anuncio de una fecha concreta sin haber finalizado la línea.
Los vecinos de la zona, por su parte, principales perjudicados ya que serán los usuarios de la infraestructura, creen que el retraso es una más de las promesas incumplidas de mejora. «Ya no nos creemos los plazos que nos dan; estamos viéndonos perjudicados por las obras y hasta ahora no vemos la compensación», dice Juan Guerrero, de la Asociación de Vecinos Zona Europa.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada