viernes, 6 de septiembre de 2013

LA GASTRONOMÍA MALAGUENA ES MUY ORIGINAL Y DELICIOSA, PERO DESPRECIADA Y MINUSVALORADA POR NOSOTROS MISMOS.


Los gazpachuelos, la cazuela de fideos, la carne mechá con clavos, la cazuela de papas, la cazuela de arroz, las porras, la ensaladilla de bacalao, la ensaladilla de pimientos asaos con anchoas, el ajoblanco con uvas, las tortillitas de bacalao, el adobillo, la moraga... darían para la creación de una amplia y prestigiosa andanada de restaurantes famosos y exportables, pero los platos tradicionales malagueños están desaparecidos por completos de las cartas de los restaurantes locales, hasta de los populares.

Sin embargo, Málaga está llena de discutible cocina vasca y de pizzerías falsificadoras. Por esnobismo rastrero y acomplejado, algunos sitios hasta escriben pincho en vasco. Y ni que decir tiene el peligro sanitario que corremos con la proliferación de “pizzerías” falsificadoras. 

NO PARO DE PREGUNTARME QUÉ OPINARÁN 
EN LA CÓNSULA 
EN RELACIÓN CON ESA RIQUÍSIMA GASTRONOMÍA MALAGUEÑA.

¿Qué habrá sido de la Sociedad Gastronómica Malagueña? ¿Desapareció con María Pepa Estrada, Caffarena, Blasco y demás? Ya no se ven noticias en los periódicos sobre celebraciones como aquellos fantásticos almuerzos que organizaban y donde tantos aprendimos acerca de la riqueza sorprendente de la gastronomía malagueña-

Alguien tendría que organizar concursos de platos caseros en Málaga, como la incomparable y muy exportable cazuela de fideos, la moraga, la ensaladilla de naranjas o el adobillo.

Sorprende que una industria hostelera tan creciente, pero tan en crisis, como la malagueña capitalina, NO PIDA ESA CLASE DE CELEBRACIONES, MOVILIZADORAS DE SINERGIAS EXTRAORDINARIAMENTE POTENTES.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada